La dieta

Pues si, este año me propuse a ponerme en forma…

Me he puesto un poco a filosofar sobre el asunto de la dieta

Es muy difícil estar a dieta, y mas cuando todo el bendito mundo a tu alrededor come chocolate, galletitas y todos esos pecaditos que tanto nos hace felices, pero claro, tu en tu infinita fe y deseo no puedes disfrutar de esos placeres por tu sano propósito de bajar de peso.

Ahora con todo el asunto del matrimonio igualitario me he puesto a pensar.

Si según tu y tu mitología religiosa, yo no me puedo casar porque eres Católico apostólico y romano.

Ahora bien, siguiendo esa lógica, con mi nueva dieta a la cual yo le tengo mucha fe, yo no puedo permitirle a nadie comer galletas porque simple y llanamente yo estoy a dieta … Cierto??

polls_NoCookies_main_Full_5957_408306_answer_3_xlarge

Pues bien, dejando de lado estas abstracciones y analogías, aqui más de hablar de darle libertades al ser humano, como la básica libertad de amar a otro ser humano, estamos hablando de brindarle los mismos derechos que todo ser humano tiene desde el mismo momento en que nace en una sociedad.

Si tu no puedes comer galletas simplemente porque yo estoy a dieta es algo inane para ti, quizá solo te de rabia y puedas adaptarte a ello, pero si ponemos en perspectiva los derechos que pierde una persona al no poderse unir legalmente a otra persona que ama solo porque alguien justifica que esa unión no es posible en función de una ética religiosa determinada, nos empezamos a dar cuenta que esta discriminación lleva a etiquetar a estos ciudadanos como de segunda.

Yo personalmente no creo mucho en esa institución “socialmente” creada llamada matrimonio, “naturalmente” no existe, ningún ser vivo aparte del egoísta ser humano que se cree en centro de todo, que se case en nombre de una religión o una concepción ética cultural o moral,  o en nombre de una constitución o institución civil y con un único interés de copular.

Yo creo en la igualdad en los derechos del ser humano, y si el matrimonio, “institución socialmente” creada, esta vinculada a un carácter legal que brinda derechos a sus ciudadanos, todos los seres humanos debemos tener la libertad de conformar una unión matrimonial socialmente y civilmente aceptada.

En la declaración universal de los derechos humanos no existe tal cosa de “ciudadanos de segunda clase” asi que es tiempo que los godos en Colombia apaguen sus antorchas y dejen la inquisición para reconocer que sus valores y éticas religiosas no pueden estar sobre los derechos de un ser humano.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s